jueves, abril 13, 2006

Sosa Pintos no es fanático de Charlie Brown
Liquidó a "Snoopy" Rodriguez en el 3º

Por Aldo Chajet

Este miércoles 13, nos trasladamos al espectacular Estadio Cerrado 8 de Junio, en Paysandú, en la hermana República Oriental del Uruguay, para asistir a una presentación más del invicto de Salto Uruguayo, Rafael “El Mono” Sosa Pintos (66,500) (17–0–0 (9KOs)), con la promoción de Sergio Márquez y Roberto Machado, 2 emprendedores promotores y managers que están trabajando mucho para revivir el boxeo uruguayo, en el norte del país.

En esta ocasión, el rival era el veterano José Luis “Snoopy” Rodrigues (8–10–0 (5KOs)), un hombre que supo vivir en Las Vegas y combatir con algunos nombres importantes de estos tiempos (Kofi Jantuah, Oscar “El Torito” Díaz y Fitz Vanderpool, entre otros), además que se encontraba un juego un título regional el Transcontinental CMB Welter (TWBA), vacante.
En un estadio con capacidad para 6000 personas, en una ciudad futbolera y, sobre todo, fanática del básquet, uno podía pensar que la concurrencia no iba a ser llamativa pero, aún sin llenar, se pasó las 2000 personas, lo que es para destacar, teniendo en cuenta estos factores.
¿ Y la pelea como fue ?. De entrada, difícil para el invicto. “Snoopy” es un boxeador no muy ortodoxo, que digamos, y con eso supo complicarlo en el primer round y meterle alguna que otra mano pero, así y todo, las mejores las ponía Sosa Pintos. La temática no cambió en el 2º, salvo que el uruguayo se iba afirmando más. Y en el 3º, esa mejora se tradujo en un golpe al cuerpo que dobló al brasileño y le hizo poner rodilla en tierra. Si bien se levantó (y se quejó de golpe bajo), era evidente que la cosa se encaminaba para un KO, mismo que llegó casi inmediatamente, con otra arremetida del oriental.
Victoria clara y contundente, ante un complicado rival, de la gran promesa uruguaya en los welter. Si bien tiene cosas a corregir, se mostró bien entrenado, potente y dispuesto a definir en el momento justo los combates. Habrá que seguirlo más de cerca.
Completaron:
Cristian Sebastián "El Terrible" Faccio (53,400) (7–1–0 (4KOs)) GKO2 (2:27) Cristobao "El Demonio" Borges (Brasil) (53,500) (11–5–0 (4KOs)). Borges cayó 2 veces en el 2º. Se batió buscando torcer su suerte pero, la diferencia de potencia fue demasiado para Borges, quién da más la impresión de ser un mini mosca, tal vez mosca, que ser un gallo.
Jorge "La Perla Negra" Rodríguez (Uruguay) (75,100) (1–0–0 (1KO)) GKO2 (1:51) Paulo "El Dragón" Bueno (Brasil) (3–3–0). Buen debut profesional de Rodríguez. Si bien erró varias en el 1º y también recibió otras, ajustó un poco la puntería y con una mano abajo, liquidó a su “averiado” oponente pues, de hecho, constatamos que el brasileño tenía una mano en no muy buen estado, debido a un accidente con un ventilador, 10 días antes de la pelea. ¿ Por qué agarró la pelea ?. ¿ Conocen todos muchos peleadores con pocos combates que naden en la abundancia monetaria ?. Rodríguez, un supermediano de buena talla y potente, es alguien para tener en cuenta para el futuro.
Vicente Luis "Burguito" Burgo (Argentina) (60) (21–38–6 (6KOs)) GKOT2 (0:29) Israel "El Tecla" Soares (Brasil) (60,300) (8–4–2 (3KOs)). No fue pelea. Burgo se divirtió en el 1º caminando y esquivando a un brasileño que le tiró muchas manos y sólo le colocó 2 muy tibias derechas. La gente, al final de ese asalto inicial, ya estaba exasperada gritándole a “Burguito”. En el 2º, salió a apurar y lo tiró enseguida. Cuando se levantó, el salteño apretó y cuando se venía un feo KO, voló la toalla, trocando esos gritos e improperios, en aplausos y elogios. Qué raro es el público, a veces.
Además, se realizaron 4 combates entre aficionados, destacándose el de Cecilia “La Sanducera” Comunales, de 17 años y la argentina Verónica Espíndola. En el 2º cruce del combate, la chica oriental, con un recto, le partió el tabique nasal a la criolla, quién puso rodilla en tierra y no quiso continuar. Y sólo iban 23 segundos de combate.Destacamos este combate porque la muchachita es toda una promesa y se va convirtiendo en una figura muy popular en Paysandú. Con esta victoria, suma 5 combates, 4 ganados, 3 por la vía rápida, y 1 sola derrota. Para anotar también este nombre pues se estima que, a más tardar, el año que viene, podría llegar a hacerse profesional.
Una buena velada, buena concurrencia, muchas definiciones categóricas (6 en 8 pleitos) y la promesa que espectáculos como éste se verán más seguido por esa bella ciudad oriental, en busca de levantar el alicaído boxeo uruguayo. Por ahora, van por buen camino.